Noticias Xàbia Todo lo que pasa en Xàbia, aquí.

Xàbia empezará a ampliar la red de alcantarillado en zonas del Montgó, Lluca y Cap de la Nao

14 mar 2019 Solo las viviendas que estén a más de 100 metros de los colectores podrán servirse de depósitos estancos individuales, que gestionará el Ayuntamiento

El Ayuntamiento de Xàbia realizó ayer una reunión informativa por los cambios en materia de alcantarillado que introduce la nueva ley urbanística valenciana (LOTUP) y que asumirá el municipio al aprobar definitivamente el nuevo plan general estructural.

Estos afectan a la vivienda de nueva construcción o a las que acometan una obra mayor que comporte un aumento sustancial de los vertidos. La Ley deja claro que, siempre que sea viable económicamente, las casas habrán de conectarse al alcantarillado. Xàbia ha valorado esta “viabilidad” a que se encuentren a menos de 100 metros lineales del tendido.

Solo en los casos en los que este enganche sea inviable, se dará la opción de utilizar un sistema individual. En este sentido, se prohíben las fosas sépticas y solo se autorizará un depósito estanco individual (sin posibilidad de fugas) con gestión a través del Ayuntamiento. En el caso de un plan urbanístico con capacidad para más de 250 personas, se deberá hacer una depuradora para la urbanización.

La concejala de Urbanismo, Isabel Bolufer, avanzó los dos flancos en los que está trabajando el Ayuntamiento para dar respuesta a la nueva normativa. Por un lado se ha planificado una mejora de la red de alcantarillado a desarrollar los próximos cuatro años y que supondrá una inversión de unos ocho millones de euros.

Ya se han redactado los pliegos y hecho la reserva de crédito para sacar a licitación los proyectos de la primera fase de los nuevos colectores (en zonas Montgó, Lluca y Cap de la Nao). El Ayuntamiento costeará las tuberías mientras que las conexiones serán a cargo de los particulares que quieran engancharse (sea vivienda nueva o casas ya existentes que con la ampliación de la red la tengan a menos de 100 metros).

En cuanto a los casos puntuales en los que no puedan engancharse al alcantarillado, ya se está trabajando en el reglamento para la nueva ordenanza que será necesaria para gestionar los depósitos estancos y en los pliegos para licitar el servicio. Y es que como avanzó Bolufer, el Consistorio será quien se encargue (bien por gestión directa o vía concesión) de su mantenimiento y vaciado. Para ello, el propietario pagará una tasa (se valorará el coste por metro cúbico y cada uno pagará los lodos que genere).

No obstante, en previsión de que esta normativa tarde en estar lista y para poder atender los casos pendientes de licencia, se ha pactado con la Confederación Hidrográfica del Júcar una disposición transitoria para que los propietarios –a través de una empresa autorizada-  puedan gestionar temporalmente estos depósitos hasta que esté lista la ordenanza definitiva.

La reunión, que reunió a numerosos interesados, también contó con la participación del alcalde, José Chulvi, quien habló de la coyuntura en esta materia que afronta el Ayuntamiento con las directrices de la Unión Europea y las sanciones que están empezando a castigar a los municipios que incumplen las normas en materia de recogida y tratamiento de aguas residuales. “En Xàbia tenemos 8.000 viviendas sin conectar al alcantarillado y la Confederación Hidrográfica del Júcar nos exige soluciones” señaló Chulvi, quien aseguró que el Ayuntamiento lleva meses trabajando en este importante reto medioambiental que es clave para mantener en el futuro los niveles de bienestar y salubridad  y al mismo tiempo garantiza que podamos mantener el desarrollo de Xàbia.